Categorías
Cuidado de las orquídeas

Riego de las orquídeas

El riego de las orquídeas es uno de los cuidados de las orquídeas que llevan a más confusión. En parte también por la fama de plantas exóticas que tienen, pensamos que tienen unos cuidados muy distintos al resto de las plantas de interior, y no es así en muchos casos. Vamos a ver como regar nuestra orquídea perfectamente.

como regar una orquidea

¿Cómo regarlas?

Bien, pues muy simple, como al resto de plantas. La mejor forma de regarlas es por encima del sustrato. Eso si, teniendo mucho cuidado de no mojar las hojas de las orquídeas y sobre todo la zona de unión de las hojas con la corona (“tallo” principal).

  • ¿Por qué no regarlas por inmersión? Hay gente que de forma errónea sumergen sus orquídeas en un recipiente con agua, y cuando ha pasado un tiempo las saca. Esto tiene unos inconvenientes, el primero es que el sustrato se encharca demasiado, y no permite la oxigenación de las raíces. Y segundo que se nos puede olvidar que está ahí y por estar excesivo tiempo se acaben pudriendo las raíces.
  • ¿Por qué no usar hielos? Utilizar hielos para regar es de las peores cosas que les podemos hacer a nuestras orquídeas. Sobre todo si el hielo entra en contacto con una raíz la quemará, el agua está muy fría, no a temperatura ambiente, que es lo ideal… El hielo tiene un sinfín de inconvenientes.

¿Qué agua utilizar?

En cuanto al agua son un poco más exigentes, necesitan un agua que no tenga alta concentración de minerales, es decir un agua blanda. Nunca utilizar agua destilada, por favor, el agua destilada no tiene ningún ion, ni minerales, por lo que arrastra los minerales que tenga el sustrato dejando el medio totalmente sin nutrientes.

Podemos regar con:

  • Agua del grifo, siempre que no tenga gran concentración de sales, como la cal. Para regar con agua de grifo es mejor dejarla reposar unas 24h para que el cloro se evapore y el exceso de sales se deposite en el fondo.
  • Agua de lluvia, este agua es ideal, y la mayoría de orquídeas epífitas en la naturaleza se hidratan con esta agua. Tiene una baja concentración de sales.
  • Agua de estanques, si tenemos un estanque con peces, o plantas, podemos utilizar esta agua (siempre que sea agua sin tratar). Lo bueno de este tipo de agua es que además aportará nutrientes a nuestras plantas.
  • Agua embotellada con una mineralización baja.
  • Agua de ósmosis, tiene muy poca cantidad de sales porque es un agua que pasa un sistema de filtración bastante exhaustivo.

¿Cuando regar las orquídeas?

Depende totalmente del tipo de orquídea que tengamos, pero en general debemos regarlas cuando el sustrato haya secado ligeramente.

Para saber cuando debemos regar nuestra orquídea podemos tocar la parte superficial del sustrato, si está seco regaremos abundantemente como acabamos de aprender. También si tenemos una maceta transparente nos es muy fácil ver el estado del sustrato y de las raíces para ver si necesitan agua o no.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *